Museo de Artes Decorativas de Madrid

Destacamos 

El proyecto pretende ser una herramienta para combatir los estereotipos y falsas creencias que tiene la sociedad acerca de la enfermedad mental, visibilizando capacidades y habilidades propias de cada persona, así como el proceso de recuperación y convivencia con la enfermedad.

Descripción 

Este proyecto colaborativo en el que participan el Museo Nacional de Artes Decorativas de Madrid, el Centro de Rehabilitación Psicosocial Las Rozas - Grupo5 y los Centros de Rehabilitación Laboral de Aranjuez y Alcalá de Henares, buscó contribuir a mejorar la calidad de vida de las personas con enfermedad mental a través de las artes. El trabajo activo y conjunto de personas con y sin trastorno mental generó un intercambio de conocimiento que enriqueció el desarrollo del proyecto y facilitó el bienestar mutuo y la convergencia de objetivos.

Así, a través de numerosas sesiones -tanto en los centros como en el Museo-, los participantes desarrollaron diversas obras plásticas que fueron mostradas en las salas del Museo Nacional de Artes Decorativas en las exposiciones “La Frontera de lo desconocido. El arte de la salud mental” (abril-mayo 2015) y de “Cicatrices. El arte del Kintsugi” (noviembre 2016), que giró en torno a la idea de Kintsugi en relación al concepto de resiliencia y cuyo propósito fue reflejar parte de la vida con la enfermedad mental y cómo el proceso de recuperación hace de nosotros personas con cicatrices, al igual que el tiempo y otros factores hacen mella en las cerámicas.

El diseño de la distribución de obras y todo el trabajo de montaje y desmontaje estuvo a cargo de usuarios del Centro de Rehabilitación Laboral de Aranjuez, que se estaban preparando profesionalmente para constituirse en empresa de montaje de exposiciones, y el Centro de Rehabilitación Laboral Latina se ocupó de la difusión en diferentes medios. Los protagonistas manifestaron de muchas maneras su bienestar y lo que significó para ellos participar en este proyecto, formando parte de esta tarea conjunta fuera del escenario endémico de la salud mental en el que habitualmente transcurre su vida diaria.

Una de las virtudes de este proyecto es su estabilidad en el tiempo, que permite que cada vez más personas se unan a la ilusión de derribar las barreras que se construyen, dejando a segmentos de población fuera de la escena cultural.

Contacto 

Contacto

Paloma Muñoz-Campos García

paloma.munozcampos@mecd.es

T. 910 505 745